«Plantar la esperanza» era el lema de Palleter-Erudito Orellana, obra de Manolo García que estaba fuera de concurso.